23/29 de mayo de 2016

2016-05-23_2240Lunes
Cuando he llegado esta mañana a la Oficina me ha dicho Lucía que había caído en la trampa una ratona ¡y había parido dentro! Una historia maravillosa. Incorporo a esta madre y sus dos bebés, nacidos en cautividad (y que han sido liberados y «desterrados», aunque no sabemos si han logrado sobrevivir) a mi lista de «Mis animales», que publicaré, espero, no tardando mucho.
Conversación telefónica con
Lucía Izquierdo (nuera de Miguel Hernández) para comentar si sería interesante publicar unos cuentos de Paco Curto (veterano hernandiano y del que ya publicamos un libro hace años) sobre el poeta.
En el blog
Crónicas a pie de fosa han colgado una foto de Rosario Dinamitera de joven miliciana. Y de allí ha pasado a Facebook. He puesto el siguiente comentario: «Tuve el honor de conocer personalmente a Rosario y compartir con ella diversos actos poético-políticos. Era emocionante verla recitar el poema que le dedicó Miguel Hernández. De ahí nació mi sincera admiración y mi cariño, por encima de las diferencias de criterio que pudiéramos tener. Entre sus muchos regalos, tengo especial aprecio por la dedicatoria que nos puso al dorso de esta fotografía, que reproduce uno de los cuadros que hizo a Miguel (para lo que tuvo que aprender a pintar con su mano izquierda).
He pasado un momento a ver a
Leonor Machado y llevarle el poema impreso de su tío Manuel «Ecos». Le he preparado un díptico con las fotos de su abuela y de sus dos tíos, el poema que tanto le gusta y una foto de ella joven con peineta , a la que tiene gran cariño.

Martes
Jornada agotadora. Por la mañana en los jardines del Museo Lázaro Galdeano para celebrar la Fiesta Nacional de Noruega. Mañana intentaré hacer una crónica. Por la tarde, inauguración de la exposición «40 sonetos» en la BP Eugenio Trías. Había muy poca gente y, al final, nos hemos dedicado a leer los sonetos: Teresa y Mercedes Alonso, Alicia Muñoz, Dinah Salama, Quica Ripoll y yo mismo. Y también he leído una emotiva carta que me han enviado la nuera y los nietos de Miguel Hernández: «José María, te queremos dar las gracias por la sensibilidad que has demostrado a lo largo de estos 40 años hacia nuestro abuelo, siempre lo has editado de una forma muy especial, fuiste un pionero difundiendo su obra en los colegios, institutos y entre el profesorado. Ese cariño tuyo hacia él y esa forma de hacerlo legar a sus lectores, a todos los lectores de nuestro país, han contribuido a que su poesía y sus ideales, que hoy siguen siendo tan actuales, hayan formado a varias generaciones y sigan formando a nuestra juventud.»

Miércoles
Dos noticias de prensa que me han llamado la atención y que merecen una reflexión.
1. Jill Price, una norteamericana de 51 años, es un cas
o raro para la ciencia porque mantiene nítidamente en el recuerdo, desde los ocho años, todos los detalles de su vida, aunque, quizá como consecuencia de ello tuvo serios problemas con los estudios. Eso le ocasiona, como es natural, un tremendo estrés y temporadas de depresión. El caso, que ocupa muchas noticias y referencias de científicos, es comentado en El Mundo de hoy por América Valenzuela, que recoge la opinión de Richard Morris, de la Universidad Miguel Hernández de Elche, ganador, con otros dos profesores británicos, del premio Brain 2016. Es sabido que nuestro cerebro tiene unos 100.000 millones de neuronas que se organizan en grupos en permanente comunicación interna… Una inmensa red de «asambleas» que van dejando sus «actas» en el hipocampo (el archivo de la memoria), borrando la mayoría de ellas para hacer hueco a las siguientes. Alterar este sistema que millones de años de evolución ha establecido, en una u otra dirección, por procedimientos naturales o artificiales, produce, sin duda, graves problemas… a cada uno de nosotros y a la sociedad: tener una buena memoria individual y social nos ayuda, sin duda, a vivir mejor.
2. El número de jubilados que cobra una pensión superior a los 2.000 euros mensuales ha aumentado desde 2005 ¡más de 800%! Mientras cada día llegan nuevos datos de que el sistema de pensiones es cada vez menos sostenible, los espabilados se aseguran la mejor jubilación. Se repite la situación que siempre han denunciado los que luchan por una sociedad más justa y los que opinan que los fuertes deben prevalecer sobre los débiles. Naturalmente, no quiero plantear igualitarismos populistas: sabemos que la justicia no es dar a todos lo mismo sino a cada uno lo que le pertenece lo le corresponde pero justamente por eso es preocupante que las diferencias sociales se incrementen como está ocurriendo durante todos estos años de la «crisis».

He respondido a la carta de la familia de Miguel Hernández para agradecerles sus cariñosas palabras. He recordado cómo conocí la obra y la vida del poeta y cómo me esforcé en divulgar su maravillosa poesía entre niños y jóvenes. He reconocido que fue un honor conocer personalmente a la esposa y al hijo y, posteriormente, a la nuera y los nietos. Y he concluido: «Muchas gracias por vuestras cariñosas palabras de aliento, que son el mejor regalo que puedo recibir en estos días que celebro mis 40 años de editor y mis 75 de vida, con Miguel Hernández siempre presente.»

Jueves
Comienza la Feria… con los mismos o parecidos problemas que los últimos años. A ver qué tal nos va.
Acto en el Palacio de Santoña, en la calle Huertas, antigua sede de la cámara de Comercio e Industria de Madrid, restaurado y dedicado a eventos. Impresionante la portada y la planta noble, con un Madrazo y otros cuadros de valor.

Viernes
Primer día de Feria. Nos ha tocado al lado de Páginas de Espuma, la editorial que montaron Juan Casamayor (pariente, creo, de Juan Serraller) y Encarnita (que, por recomendación de Luis García Montero, hizo prácticas conmigo cuando vino a Madrid desde Granada, antes de conocer a Juan. Estaba Encarnita con su hijo, ya preadolescente. Es emocionante ver cómo pasa el tiempo y cómo cambian las cosas y las personas…
Ya he hablado varias veces de mi profunda y pública admiración por Antonio Muñoz Molina. Tengo una anécdota sobre Elvira Lindo y él que relataré en [Np]. Ayer recomendé via Twitter su magnífico texto publicado, el 8 de mayo de 2016 (en su web oficial, que sigo asiduamente, aunque nunca me he atrevido a escribir dentro de la sección que ofrece a los lectores), bajo el título «Marca España» donde hace una inteligente crónica de un acto público en Nueva York, ridículo, de los que hacen algunas de nuestras derrochadoras autonomías (no especifica cuál en ese caso concreto). Después, repasando su precioso autorretrato, he acotado esta frase (la cursiva es mía):
«Creo que el escritor continúa el oficio inmemorial de los narradores de cuentos, que daban forma mediante relatos orales a la experiencia compartida del mundo. Contar y escuchar historias no es un capricho, ni una sofisticación intelectual: es un rasgo universal de la condición humana, que está en todas las sociedades y arranca en la primera edad de la vida. Quizás por eso no me atrae mucho la literatura que se vuelca sobre sí misma, que tiene al escritor y a la escritura como focos principales de atención. Cervantes y Galdós, Virginia Woolf y James Joyce, Borges y Onetti, Proust y Flaubert, entre tantos otros, me han enseñado lo mismo, de muy diversas maneras: a buscar la forma más eficaz de contar la realidad visible del mundo y la invisible de la conciencia humana. Pero también aprendo mucho de la música y de la pintura, y del cine, aunque lo frecuento menos que cuando era más joven.»

Sábado
Conversación, esta mañana, con Ana a propósito de la enfermedad, la (potente) industria farmacéutica, la eutanasia… Yo creo que hay que comprender bien los síntomas antes de suprimirlos con medicinas para poder combatir la causa antes que el efecto.
Llovió en la Feria y me empapé mientras iba hacia el metro. Menos mal que desde que tomo limón (un limón exprimido en un vaso de agua caliente) en ayunas, evito los tremendos catarros que tenía antes. Y por la tarde, pasó por la caseta una mujer que trabajaba en la caseta de Kókinos y elogió con sinceridad nuestros libros para niños y jóvenes. Eso me ha compensado de las bajas ventas de hoy.

Domingo

Jornada desigual en la Feria. Por la mañana, la maravilla de que alguien compre 31 libros de Alba y Mayo Poesía (casi toda la colección) para hacer un regalo. Por la tarde Mary Luz quería visitarme en la Feria y hemos tenido que ir a buscarla…

Esta entrada fue publicada en 3.652 noches... o más. Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.